7 abr. 2009

La verdadera lista de Oskar Schindler.

El documento lo constituyen trece páginas de un papel amarillento en el que están mecanografiados los nombres de 801 judíos.

Todos ellos fueron salvados de las cámaras de gas.


El documento ha sido hallado entre las notas del autor de 'El arca de
Schindler", novela en la que se basa la célebre película de Spielberg.


La lista elaborada por el industrial alemán Oskar Schindler, que ayudó a salvar a cientos de trabajadores judíos durante la Segunda Guerra Mundial y cuya historia sirvió de argumento para la película de Steven Spielberg, La Lista de Schindler, ha sido encontrada por un investigador en una biblioteca de Australia.

La lista ha sido hallada en las notas de investigación propiedad del autor australiano de El arca de Schindler, Thomas Keneally, libro en el que se basó la película ganadora del Oscar, y fue encontrada en la biblioteca de Nueva Gales del Sur, en Sidney.


El documento lo constituyen trece páginas de un papel amarillento y frágil en el que están mecanografiados los nombres y nacionalidades de 801 judíos. La lista fue elaborada apresuradamente el 18 de abril de 1945, en los últimos días de la Segunda Guerra Mundial, y reunida por Oskar Schindler, propietario de una fábrica en Cracovia (Polonia) durante la guerra en la que empleó a trabajadores judíos.

El empresario alemán, impresionado por la conducta que mantenían los nazis hacia los judíos, intentó persuadir a los oficiales de que sus trabajadores eran vitales para los esfuerzos bélicos y por tanto no deberían ser enviados a los campos de exterminio, salvándoles la vida.

La lista "salvó a 801 hombres de las cámaras de gas (...), es un trozo de historia verdaderamente conmovedor", afirmó una de las bibliotecarias, Olwen Pryke. La lista fue encontrada entre otras notas y diarios alemanes reunidos por el escritor australiano.

Según Pryke, ni la biblioteca ni el vendedor de libros al que se compraron las seis cajas de material en 1996 se dieron cuenta de que lista estaba escondida entre los documentos. Keneally se hizo con la lista hace unos 30 años en una tienda de Los Ángeles de manos de una de las personas a las que ayudó Schindler, Leopold Pfefferberg, el número 173 de la lista, quien quería que el novelista australiano escribiera la historia de Schindler.
// 20 minutos //

Sobre la película, sólo puedo decir que es una obra de arte en toda regla y, que la espectacular puesta en escena del gueto de Cracovia, los extras judíos y la realista y conmovedora interpretación de Liam Neeson (Oskar Schindler) y su contable Ben Kingsley (Itzhak Stern), ponen los pelos de punta y representan con un verosímil realismo, la cruda realidad de aquellos tiempos, en tierras de Polonia.

"Esta lista es el bien absoluto. Esta lista es la vida. Más allá de sus márgenes se abre el abismo." Liam Neeson (La Lista de Schindler)

"Quién salva una vida, salva al mundo entero." Ben Kingsley(La Lista de Schindler)

"Poder es cuando tenemos justificación para matar, y no lo hacemos. Un hombre roba algo, le conducen ante el emperador, se hecha al suelo ante el, le implora clemencia... el sabe que va a morir, pero el emperador le perdona la vida, a ese miserable y deja que se vaya. Eso es poder, Amón... eso es poder." Liam Neeson(Oskar Schindler) dirigiendose a Ralph Fiennes (Amon Goeth), máxima autoridad del gueto de Cracovia.